Día internacional de la Celiaquía

Consiste en la inflamación crónica de la mucosa del intestino delgado en personas con predisposición genética a la enfermedad. Esto disminuye la capacidad de absorción de nutrientes del organismo.

Esta enfermedad puede aparecer desde el momento en que se incorpora por primera vez alimentos que contienen gluten a la alimentación hasta la adultez avanzada, condicionando la calidad de vida de las personas afectadas y su grupo familiar.

Síntomas de la enfermedad celiaca

Algunos de los síntomas característicos de esta patología son los siguientes:

Niños

  • Vómitos
  • Diarrea
  • Baja estatura y peso
  • Retraso en el crecimiento
  • Anemia
  • Aparición de hematomas
  • Irritabilidad
  • Inflamación del abdomen

Adolescentes

  • Baja estatura
  • Diarrea
  • Dolor abdominal
  • Dermatitis
  • Cefalea
  • Retraso puberal
  • Estreñimiento

Adultos

  • Pérdida de peso inexplicable
  • Diarrea
  • Pérdida del apetito
  • Cambios en el comportamiento
  • Dermatitis herpetiforme
  • Convulsiones
  • Infertilidad
  • Ataxia
  • Miocardiopatía
  • Anemia
  • Osteoporosis

Por otra parte, algunos pacientes son asintomáticos. El único tratamiento eficaz para contrarrestar esta enfermedad radica en una dieta sin gluten estricta.

Se estima que uno de cada tres personas adultas con celiaquía tiene inconvenientes para seguir una dieta sin gluten, debido a la interpretación incorrecta del etiquetado de productos alimenticios, así como el costo elevado de los productos libre de gluten.

La Celiaquía es una condición hereditaria caracterizada por una intolerancia permanente a las prolaminas del gluten, una fracción proteica contenida en los siguientes cereales: trigo, avena, cebada y centeno (TACC).