«Mariconería», dijo el Papa..y después se disculpó

El papa Francisco se disculpó este martes por haber recurrido a una expresión del dialecto romano, «frociaggine», un término considerado vulgar y despectivo con las personas homosexuales que en español equivaldría a «mariconería», según un comunicado difundido por El Vaticano.

«El papa nunca ha pretendido ofender o expresarse en términos homofóbicos, y presenta sus disculpas a quienes se hayan sentido ofendidos por el uso de una palabra», señala el comunicado.

El sumo pontífice, de 87 años, habría usado ese término el pasado 20 de mayo, durante durante la asamblea de la Conferencia Episcopal Italiana, a la que asistieron 250 obispos, al manifestar su oposición a que hombres abiertamente homosexuales entren en el seminario pese a que hayan hecho voto de celibato.

Según dos diarios italianos, incluyendo Il Corriere della Sera, Francisco dijo que había demasiada «frociaggine» en los seminarios, un término ofensivo.

Esa información copó titulares de todo el mundo, y causó indignación entre los grupos de defensa del colectivo LGTBQ (lesbianas, gays, trans, bisexuales y ‘queer’) y también entre católicos practicantes.

En 2013, apenas unas semanas después de asumir el cargo, Francisco dijo: «Si alguien es gay y busca al Señor con sinceridad, ¿quién soy yo para juzgarlo?».

Algunos observadores apuntaron que quizá el papa argentino no sabía lo que estaba diciendo.

«Según los obispos contactados» por Il Corriere della Sera, «es evidente que el soberano pontífice no era consciente de cuan insultantes eran sus declaraciones en italiano», indicó el periódico en su página web.